ESTRELLA DE DAVID

El Antashkárana se va construyendo por la brecha de Luz abierta entre la “Divina Mónada” y el Aspecto Alma, y, a su vez, entre Esta y la Personalidad. Es el “Cordón Plateado”, con la diferencia de que en el “Cordón Plateado”, la “Sustancia Electrónica de Vida” –tanto física como espiritual- fluye de lo superior a lo inferior. El Antashkárana es el camino contrario por donde asciende como Conciencia, el nexo de lo inferior a lo superior. Como especie de dos triángulos, uno desciende con su punta hacia abajo, trayendo la energía de la “Divinidad” hacia lo más denso, y otro “Asciende” con su impulso hacia arriba. Los dos triángulos, al unirse, conforman la “Estrella del Logro Victorioso”, conocida como la “Estrella de David”, acción regentada por Víctory. Sin ningún tipo de connotación sionista, este símbolo sintetiza el “Pensamiento Forma” del logro de la humanidad en el actual período de su evolución.


CONTEMPLA LA ESTRELLA DE SEIS PUNTAS Y SUS DOS TRIÁNGULOS UNIDOS, ESO ERES TÚ, LO QUE DEBES REALIZAR AHORA, LO QUE HAS DE PROYECTAR Y CONSEGUIR QUE LOS DEMÁS CONQUISTEN.


Todos los actos que se hagan para confraternizar, uniéndose con el enemigo, el contendor, el que cae mal; las acciones de curación que se realicen hacia toda persona o animal; los esfuerzos por difundir la Enseñanza de la Gran Hermandad Blanca, van construyendo, fortaleciendo y amplificando el Antashkárana.


Tomemos en consideración las palabras de Blavatsky, al respecto del Antashkárana: “Instrumeno interno, sendero o puente entre el Manas superior y el inferior, el Ego Divino y el Alma personal del hombre. Sirve como medio de comunicación entre ambos, y transmite desde el ‘ego inferior’ al superior todas aquellas impresiones personales y aquellos pensamientos de los hombres que pueden, por su naturaleza, ser asimilados o retenidos por la ‘Entidad Imperecedera’ y ser hechos así inmortales con ‘Ella’, siendo ellos los únicos elementos de la pasajera personalidad que sobreviven a la muerte y al tiempo. Así es lógico que solo aquello que es noble, espiritual y divino en el hombre pueda en la Eternidad dar testimonio de haber vivido”.


Extraído del Libro “ESOTERISMO DE LA METAFÍSICA”, de Rubén Cedeño.



Artículos Destacados
Artículos Recientes
Archivo
Seguinos en
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • YouTube Classic

ESCUELA METAFÍSICA DE BUENOS AIRES

(54) (11) 4952-9222

info@lametafisica.com

Av. Callao 66 | 3º Piso

Ciudad Autónoma de Buenos Aires

Buenos Aires | Argentina

Sede Belgrano

metafisicasedebelgrano@gmail.com

Av. Congreso 2157 | 9º Piso | Oficina 4

Ciudad Autónoma de Buenos Aires

Buenos Aires | Argentina

MAPA DEL SITIO

SEGUINOS EN

  • Facebook - Gris Círculo
  • YouTube - Gris Círculo
  • Instagram - Gris Círculo