DISCERNIMIENTO

No hables de lo que no dominas perfectamente, para nunca dejar mal parada a la Verdad. Mejor es el silencio.
No tomes para ti los diseños de sendero que otros, en su imaginación, se han forjado. Algunos conservan la imagen de tener bajones, y ese no es el diseño perfecto de la actividad. “Toma para ti solo lo bueno, positivo y constructivo que veas en los demás, pero aquello que no te dé paz, que te perturbe, ¡APÁRTALO!

Deberás aprender a pensar por ti mismo las verdades y acciones del sendero. No tienes por qué aceptar algo de lo externo porque muchos digan que es la verdad. Podrás aceptar dichos y mensajes si son lógicos y razonables.
Texto extraído del libro "MI PRIMER LIBRO DE METAFÍSICA" de Rubén Cedeño publicado por Editorial Señora Porteña