POSITIVIZACIÓN


Positivización es la acción de dejar de pensar, sentir, actuar y decretar lo negativo, y solo hacerlo en asuntos constructivos, provechosos, útiles para la evolución, acción requerida para la meditación y para llevar una vida sana.

Positivismo es siempre pensar, sentir decretar y actuar bondadosamente con respeto a sí mismo, las situaciones, bondadosamente con respeto a sí mismo, las situaciones, las cosas, la familia, los amigos, los compañeros de trabajo, el grupo de estudios internos y todas las personas. Esto no es solamente un decreto que se hace sino una actitud mental, emocional y física. Control mental, emocional y verbal es no pensar, sentir ni hablar negatividades. Para que sobrevenga la meditación, hay que estar en un estado positivo de la mente, los sentimientos, las palabras y las acciones; no ser tóxico.

La verdadera meditación sobreviene de forma natural, espontánea, sin buscarla, y solo se necesita estar desnegativizado, positivizado, relajado, sin vórtices mentales.

Existen siete Positivizaciones, que en sáncrito se les dice "Niyama" y son necesarias para llevar una vida y meditación armónica. Estas cualidades coinciden con la ordenación de los Siete Rayos.

Extracto del libro: "Meditación, Iluminación y Nirvana" de Rubén Cedeño.