PONER PAZ


"Didajé": No provocarás divergencias, sino que pondrás paz entre los que pelean"

Jamás debes hacer acotaciones o referencias a las diferencias entre tú y otro, este o aquel, remarcar contradicciones entre distintas creencias, provocar facciones, hacer distinciones, y mucho menos acusando faltas, defectos, errores o equivocaciones. El cristiano ha de ser siempre incluyente; esto significa ir siempre por el camino de menor resistencia. Es posible que se vean los errores y las fallas de los demás, pero aunque sean verdad, hay cosas que no se dicen. Hay gente que se jacta de decir siempre la verdad, pero a veces esto colinda con la grosería, el insulto, la vejación, la falta de respeto, una actitud no muy espiritual que digamos. mejor que andar espetándole defectos a la gente es decretar: BENDIGO EL BIEN EN ESTA SITUACIÓN, LO DECLARO Y LO QUIERO VER.

"Didajé": "Juzgarás rectamente con justicia, y no harás diferencias entre personas para reprender las faltas a tus hermanos".

Todo juicio debe ser imparcial, sin tomar en cuenta facciones, diferencias, ni comparar a alguien con otra persona, como, por ejemplo, diciendo: "Hazlo así, como lo hace fulano". Eso no es correcto. Tampoco se deben establecer comparaciones entre diferentes credos. Decía Nora Belén Vásquez Toledo de Cedeño: "Para decir que tú eres bueno no hace falta decir que los demás son malos".

Extracto del libro: "Didajé" de Rubén Cedeño

Artículos Destacados