NO TRAER A NADIE OBLIGADO

Las actividades espirituales no son guarderías adonde se traen a los niños porque el papá, la mamá o los abuelos no tienen con quién dejarlos. Por Compasión Divina, a los Grupos Espirituales no se deben traer personas obligadas o indignas, que vengan a no estar de acuerdo con lo que aquí se dice, como puede ser la pareja, un hijo o una amistad; no debe asistir nadie a quien no le guste lo que aquí se expresa, que no haga los decretos y que venga porque la pareja, la mamá, el hermano o la tía lo trajo contra su voluntad, por asuntos personales, por “re” o por “fa”.

 

 

Esa persona tiene derecho a ser liberada, y el facilitador la debe liberar antes de comenzar la actividad, diciéndole: “Yo te libero”.

 

Extracto del Libro “COMPASIÓN INFINITA” de Rubén Cedeño

Please reload

Artículos Destacados

TRES LEYES CÓSMICAS PRIMORDIALES

January 15, 2020

1/10
Please reload

Artículos Recientes

January 20, 2020

January 18, 2020

Please reload

Archivo
Please reload