Una de las formas más altas de renuncia se produce cuando controlamos los vórtices de la mente y la

Sabiduría  del "Ser Espiritual"  origina completa indiferencia al mundo externo, al ser inferior, liberándonos de los tres estados de la materia, que son: inercia, actividad y equilibrio.

 

Para poseer tranquilidad mental, se debe tener indiferencia de los cinco sentidos: a lo que se oye, se siente, se ve, se saborea y se respira. ¿Qué es indiferencia? Lo pueden practicar, no es difícil. Pueden decidir sentarse en un lugar sin moverse, pero no mover ni un dedo. Es el control de los sentidos. 

A veces cuesta, porque siguen moviendo una pierna, los dedos o el cuello. ¿Podrías algún día hacer eso? No digan que sí.. Es proponerse a no moverse por unos minutos, a ver si lo pueden conseguir; lo oyen y lo leen, oír y leer es fácil, pero la práctica cuesta un esfuerzo; es proponerse no mover ni un dedo, ni siquiera diciendo sí. Lograr esto es el comienzo para conseguir el control de los sentidos,

haga frío o calor, se esté bien o mal.

 

 

 

Extraído del libro Yoga Sutras de Patanjali , versión y comentarios de  Rubén Cedeño

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Please reload

Artículos Destacados

TRADUCCIÓN DE LAS ENSEÑANZAS

November 18, 2019

1/10
Please reload

Artículos Recientes

November 17, 2019

November 16, 2019

Please reload

Archivo
Please reload